El día de la marmota

2018_09_23 ATB 01

Dicen que es más sencillo destruir que construir. Así lo refleja la dinámica del At. Baleares en las últimas tres jornadas. Aquello que tanto cuesta generar en el fútbol, el gol, se desmorona en cuestión de minutos ofreciendo facilidades para encajar. Los blanquiazules han logrado voltear un viejo refrán que ahora reza: “a pesar de pegar primero, te golpean dos veces”. En los últimos tres encuentros el equipo ha logrado adelantarse, aunque sin éxito, hasta cuatro veces en el marcador. Como en la película Atrapado en el tiempo, el balearico se siente como Bill Murray despertándose cada domingo en el día de la marmota. Las sensaciones son subjetivas, cierto. Pero los números no engañan.

Los blanquiazules han logrado voltear un refrán que ahora reza: “a pesar de pegar primero, te golpean dos veces”.

Pies de barro

El bueno de Manix Mandiola ya no sabía qué argumentar en la sala de prensa. Incluso reconoció que no entendía por donde había entrado el balón en el segundo tanto del Peralada. Cualquier entrenador se daría con un canto en los dientes para poder contar con dos atacantes como el veterano Marcos y el poderío físico de Nuha. Además de una brújula en el centro del campo como Rovirola acompañando a la elegancia de Fullana y  flanqueados por la incansable lucha de Kike en una banda y la calidad de Canario por la otra. Pero este gigante tiene los pies de barro y es por ello que no se sostiene de pie. La defensa hace aguas desde la primera jornada. En Castellón fue un milagro irse al descanso perdiendo solamente por un gol. Solamente ante el Alcoyano se vio un encuentro defensivamente a la altura de los de la pasada campaña como local. El resto no hace falta recordarlo.

Vallori es el único superviviente de la zaga titular de la pasada temporada. Foto: GuiemSport.
Vallori fue el único superviviente de la zaga titular de la pasada temporada. Foto: GuiemSport.

Señalados

Esta semana los responsables de confeccionar esta descompensada plantilla se sentirán contrariados. El ATB no ganó pero tampoco pueden desempolvar la guillotina porque el empate le otorga al técnico vasco una bala extra. Este nuevo cartucho se disparará en Son Malferit ante el Conquense y, en caso que el tiro salga por la culata a nivel de resultado, de los balearicos va a depender a quien ponen en el punto de mira. Aquellos que se lucran de las desdichas blanquiazules esperan que el coliseo romano pida la cabeza del entrenador para salir una vez más indemnes. Pero la parroquia de Son Malferit ya empieza a abrir los ojos. Esta plantilla ha ido empeorando a cada paso por una nueva ventana de fichajes. Ello no es culpa de ninguno de los inquilinos que se han sucedido en el banquillo sino de los que están en los despachos. Solamente el clamor de la grada, apuntando acertadamente a los verdaderos culpables, puede provocar que Ingo Volckmann se cuestione el papel de estos presuntos cargos externos del club que hacen y deshacen para beneficio, único y exclusivamente, particular.


Portada: Nuha se apoya sobre sus rodillas agachado en el césped de Peralada (GuiemSports).

Sobre Pau Ferragut

Especialista en tenis y estadísticas deportivas. Ha cubierto la información de Roland Garros desde 2011.

Deja un comentario

*

Acepto la politica de privacidad *