El reto de Manix

2018_08_24 Mandiola 01

Manix Mandiola puede andar con la conciencia tranquila tras haber logrado una permanencia que se antojaba muy complicada. Después de salvar los muebles, le ha tocado empezar a acondicionar los mimbres de un nuevo equipo que empezará a competir este fin de semana. En el horizonte del nuevo curso se le avecina otra hercúlea tarea al hombre que, hasta hoy, ha demostrado que todo lo puede. Tras convencer al vestuario y conquistar al entorno balearico, ahora llega el turno de cerrar la cuadratura del círculo con el tercer elemento de la ecuación: Ingo Volckmann.

Manix puede convertirse en el primer técnico de la era germánica del ATB capaz de domar la exigencia de la planta noble y completar un curso entero.

Ocho en cuatro años

Desde la llegada del propietario alemán al At. Balears, en verano de 2014, han pasado ocho inquilinos por el banquillo de Son Malferit. Ninguno de ellos llegó a completar una temporada natural entera. Nico López apenas superó el ecuador de la 2014/15 (jornada 21). Le sustituyó un Gustavo Siviero que terminó salvando al equipo y en el siguiente curso volvió a ser víctima del elevado listón de la propiedad (jornada 14). Llegó Christian Ziege esa misma temporada, con el paso transitorio de Javier Herreros como interino en el encuentro ante el Barça B en el Mini Estadi, maquillando la zozobra en liga con el título de la Copa RFEF en 2016. Pero el compatriota de Volckmann tampoco sobrevivió en la 2016/17. En la jornada 29 el equipo estaba a diez puntos del PlayOff. Josico logró revertir la situación y coló al ATB entre los cuatro primeros y superó al Toledo en primera instancia. Pero el manchego no empezaría la temporada 2017/18.

Mandiola y Rovirola durante la pretemporada actual. Foto: GuiemSports.
Mandiola y Rovirola durante la pretemporada actual. Foto: GuiemSports.

Héroe Mandiola

El pasado curso todavía está fresco en el imaginario colectivo. Armando de la Morena no logró satisfacer las expectativas generadas y demasiado logró durar en el cargo ante la avalancha de críticas que levantaban los resultados y la imagen del cuadro balearico. Horacio Melgarejo tampoco pudo mejorar demasiado el escenario en los dos meses que ocupó el banquillo de Son Malferit. Mandiola, en cambio, sí enlazó un sprint final efectivo y pragmático sumando 20 puntos en las últimas diez jornadas. Ahora puede convertirse esta temporada 2018/19 en el primer técnico de la era germánica del ATB que es capaz de domar la paciencia de la planta noble y logre completar un curso entero sin ser expulsado de clase.


Portada: Manix Mandiola durante un entrenamiento en Son Malferit (GuiemSports).

Sobre Pau Ferragut

Especialista en tenis y estadísticas deportivas. Ha cubierto la información de Roland Garros desde 2011.

Deja un comentario

*

Acepto la politica de privacidad *