Timadores de medio pelo

2018_02_19 Son Malferit

Al At. Balears se le han terminado los comodines. Tres entrenadores distintos y un mercado de invierno el cual lejos de mejorar los registros, los ha empeorado. La involución tiene tres culpables: uno pone la firma y los otros dos mueven los hilos. En común tienen que se están lucrando de las desgracias blanquiazules que sus nefastas decisiones están provocando. Es improbable equivocarse tanto por azar. Su interés personal está por encima de los objetivos del club. Si el fútbol es un negocio, cualquier empresa ya hubiese puesto de patitas en la calle a estos señores que ponen en peligro la viabilidad de la misma.

Es improbable equivocarse tanto por azar. Su interés personal está por encima de los objetivos del club.

Vamos a contar mentiras…

Como decía la canción, ¿se imaginan un club en el cual la ineptitud de su dirección deportiva obliga a la propia plantilla a buscar ellos mismos a refuerzos válidos? ¿Creerían que un colaborador de esa misma institución paraliza esos fichajes con la condición de ser él quien intervenga en las operaciones? ¿Se imaginan a ese mismo personaje iniciando una campaña interna para desprestigiar al futbolista de mayor calidad de la plantilla por el hecho de buscar soluciones? ¿Creerían que en ese club aguantan a un entrenador sentenciado, como mínimo hasta el parón navideño, porque había una plusvalía económica en el contrato? ¿Qué les parecería que ese mismo técnico le dijese abiertamente a un futbolista de la plantilla que no se preocupara si no jugaba porque tendría los fines de semana libres para pasarlos con su esposa? A todo esto, en su lugar, disputando minutos los recientes fichajes que él mismo recomendó.

2018_02_19 Son Malferit 02

Decisiones valientes

¿A nadie le llamó la intención la salida de Chando como director técnico del club? Alguien que se ha partido literalmente la cara por el escudo sobre el campo, no abandona el barco por los malos resultados. Su honestidad le exige no tolerar según que actitudes que están hundiendo el proyecto. El mallorquín no quiere ser complice de todo este desaguisado. Solo espero, de corazón, que Joan Vich no tenga que seguir su mismo camino por coherencia. El problema no es bajar a Tercera División. Lo más grave es el solar que están dejando los tres vividores antes citados y que son conocidos por la parroquia balearica. Unos pocos les ofrecen reverencias pero la mayoría no es consciente del irreparable daño que están causando. Quien paga manda y espero que Ingo Volckmann tome, por amor propio, decisiones valientes con quienes están quemando literalmente su patrimonio en nombre del At. Balears.

Sobre Pau Ferragut

Especialista en tenis y estadísticas deportivas. Ha cubierto la información de Roland Garros desde 2011.

Deja un comentario

*

Acepto la politica de privacidad *