VicenteMorenismo

2017_09_26 Vicente Moreno

Clave del éxito

Me declaro fan absoluto de Vicente Moreno. Que el Mallorca tenga a un entrenador tan profesional es una suerte en una temporada en la que sólo vale ganar y ascender. Pero aunque el triunfo sea obligatorio no hay que quitarle ni una pizca de mérito al arranque del Mallorca. El técnico valenciano es un trabajador nato e incansable. Se ve en los entrenamientos y en los partidos.

Eso sí, no es amante de las cámaras ni de las fotografías. No es amigo de los postureos.

Él es el primero que llega y el último que se va de Son Bibiloni. Seguro que también se lleva los deberes a casa. Moreno, que vive muy cerquita del estadio de Son Moix, confiesa que, a menudo, decide el once titular del domingo en la cama. Vive por y para el fútbol. Para él, su profesión es una obsesión que le quita, literalmente, horas de sueño. Personalmente es un tipo amable, educado y cordial en la distancia corta. Eso sí, no es amante de las cámaras ni de las fotografías. No es amigo de los postureos. Es por todo ello que me significo como Vicente Morenista. Lo hago hoy que el equipo gana y es líder, pero me mantendré ahí mimo cuando lleguen las derrotas.

Vicente Moreno en un segundo plano, junto al director de comunicación, durante el tercer tiempo Entre Amigos. Foto: TTdeporte.com.
Vicente Moreno en un segundo plano, junto al director de comunicación, durante el tercer tiempo Entre Amigos. Foto: TTdeporte.com.

Fans lounge

Decíamos que Moreno no es amigo de las cámaras. No le gusta hablar antes de los partidos y es su segundo entrenador, Dani Pendín, quien atiende en la previa. Limita al máximo los saraos que se escapen de lo que es meramente fútbol. Y es por esta razón por la que no se le ve demasiado entusiasmado con la última y novedosa iniciativa del club: el fans lounge. Después del partido ante el Llagostera, el Mallorca celebró su primer Entre Amigos, una especie de Tercer Tiempo entre aficionados y jugadores. Socios y seguidores, previo pago, asistieron a la rueda de prensa del míster, a quien despidieron entre aplausos. Justo después, el club había preparado un magnífico buffet para amenizar el encuentro entre Moreno, Lago Junior, Álex López y Manolo Reina con los aficionados. Una experiencia casi a pie de campo y que tiene un precio de entre 15 y 20 euros, dependiendo de si eres o no socio. Con el 4-0 todo fueron risas y buen ambiente, aunque me puedo imaginar las caras y la tensión si el equipo no hubiera pasado del empate. Hay que reconocer que el club consiguió captar la atención de medios de fuera de la isla y que normalmente no siguen a equipos de Segunda División B. Pero como Vicente Morenista que soy me declaro también muy escéptico con el desarrollo de una idea que dejó encantado al consejero delegado, Maheta Molango.


Portada: Moreno saludándose con el técnico David Gutiérrez del At. Saguntino (RCDM).

Sobre Josep Verger

Periodista. Trabaja en la redacción de deportes de IB3 Televisió desde hace 10 años. Actualmente forma parte de la plantilla de redactores del Informatiu d'Esports.

Deja un comentario

*