‘Abrelatas’ Ortiz

2019_11_05 ATB 03

La sorprendente dinámica del Atlètic Balears en este inicio de temporada tiene varios nombres propios. Si existe uno que eclipsa al resto es el de Tony Gabarre y su racha goleadora paralela a las de las ocho victorias consecutivas. También Manu Herrera, antes de lesionarse, logró mantener la portería a cero en cuatro partidos y media parte del quinto. Existe otro aspecto que está pasando desapercibido y son los seis tantos de Jorge Ortiz marcados hasta la fecha. El extremo izquierdo los ha marcado todos en el Estadi Balear y, en los últimos cinco encuentros como local, ha abierto el marcador iniciando las victorias blanquiazules.

Ortiz ha desatascado el cero a cero en los últimos cinco encuentros en el Estadi Balear.

Madrugador

El primero llegó en la cuarta jornada en la visita del Sanse (3-2). Corría el minuto once cuando Haro tocaba un corner en corto para Ortiz que, buscando a Peris fuera del área conectó una pared para despistar a la zaga madrileña y batir por su carril izquierdo, con la pierna diestra, la meta visitante. El segundo de ellos sirvió para estrenar el marcador frente al Coruxo (2-0) en el minuto quince tras una jugada colectiva combinando entre Vallori, Iturraspe, el propio toledano, Ferrone y Haro para que Peris la colgara en el área pequeña y el ‘once’ balearico cabeceara el esférico al fondo de la red.

2019_11_05 ATB 02
Ortiz celebra su primer tanto como balearico ante el Sanse. Foto: A. Magraner/ATB.

Cómplices del gol

Ortiz inició también la quinta de la ocho victorias consecutivas que acumular los blanquiazules ante el Sporting B (2-0). Eso sí, tardó 28 minutos para desatascar el resultado inicial con un zapatazo inapelable desde fuera del área con la pierna derecha. Frente al Inter de Madrid (4-1) corría el minuto 24 cuando Herrera, sacando el balón desde su portería en corto, se asoció con Vallori y el central mallorquín buscó el pase largo para Gabarre. El oscense la bajó como pudo ante la oposición de la zaga madrileña y abrió a la izquierda para que Haro, una vez más, habilitara al extremo y este, con la pierna izquierda y ayudado por un rebota, colara el balón en la portería. En el último de sus tantos, frente al Oviedo Vetusta, se repitió la sociedad entre el catalán y el toledano. Balón al espacio para la velocidad de Haro por la banda derecha y este habilita a un Ortiz que llegaba desde atrás por la banda contraria y batía a placer a Valens aprovechando el pase de la muerte.


Portada: Ortiz remata el pase de la muerte de Haro frente al filial del Oviedo (A. Magraner/ATB).

Sobre Pau Ferragut

Especialista en tenis y estadísticas deportivas. Ha cubierto la información de Roland Garros desde 2011.

Deja un comentario

*

Acepto la politica de privacidad *