Frustrados tras el parón

2020_06_16 Lago

Es una evidencia que el confinamiento por la pandemia del coronavirus cortó la magistral dinámica que llevaba el Mallorca tras ganar en Ipurúa en una muestra de un gran estado de confianza. No creo que sea una cuestión física. Esto parece responder antes a un motivo mental de algunos jugadores que ya han desconectado como aquel electrodoméstico que lo desenchufas durante un tiempo y luego le cuesta mucho arrancar. Se alternó un muy mal partido ante el Barcelona, luego los futbolistas de Vicente Moreno pasaron por encima del Villarreal en el segundo tiempo y el viernes parecía que no podían con las botas ante el Leganés.

Algunos jugadores han desconectado como aquel electrodoméstico al que le cuesta arrancar.

Mentalidad

Hay otro grupo de futbolistas que en toda la temporada no nos han permitido adivinar cual es su nivel real. Me refiero a los Trajkovski, Chavarría, Salibur, Señé y compañía. Los que más o menos funcionaban también fallaron. ¿Quién iba a esperar que Dani Rodríguez, que venía una primera parte de temporada buenísimo, escogiera el partido ante el Leganés para hacer su peor actuación desde que está en el Mallorca? El gallego no fue, ni de largo, el jugador que se echó al equipo en la espalda en Eibar. Me molesta que toda la culpa recaiga sobre los hombros del entrenador cuando también hay que mirar al verde y el rendimiento de los que deciden los partidos.

2020_06_05 Mallorca 01

Sin apoyo

Es evidente que jugar sin público supone un factor diferencial. Si algo bueno hubo en el descenso a Segunda B fue el cambio de chip a buena parte de la afición, se enganchó a mucha gente joves y se produjo una auténtica revolución en las redes sociales. Esta ha sido una de las pocas sorpresas positivas. La afición ya no es un ente frío e inactivo y ha pasado a liderar dos ascensos consecutivos además de empujar al equipo en partidos importantes del primer tramo de competición en Primera. Estoy convencido que, sin el COVID-19 de por medio, hubiese sido también determinante para intentar evitar perder la categoría espoleando a los suyos desde la grada y ofreciendo un ambiente hostil, siempre dentro de la deportividad, para los rivales que visitaran Son Moix.

Sobre Joan Bibiloni

Ha sido director técnico del fútbol base del At. Balears y Platges de Calvià además de acumular 12 años de experiencia como secretario de la escuela de entrenadores. Ex seleccionador balear sub-18 masculino y sub-18 y 25 femenino.

Deja un comentario

*

Acepto la politica de privacidad *