Esto se acaba

2018_04_16 Mallorca

El RCD Mallorca de Maheta Molango ya ha cumplido el primer objetivo de la temporada tras asegurarse matemáticamente el PlayOff de ascenso. El segundo puede cumplirse el próximo domingo en caso de salir campeón del Grupo III. Está siendo un camino, porque esta travesía por el fútbol amateur todavía no ha acabado, muy duro además de complicada y que implica mucho sacrificio. Ahora quedan por delante dos importantes peldaños por subir para regresar a la normalidad. Ello pasa por ser campeón de liga y superar la eliminatoria eliminatoria de ascenso directo.

Espero que a nadie se le pase por la cabeza preparar el bus descapotable ni planifique fastos por despertar de esta pesadilla.

Querer y no poder

Este curso está siendo muy difícil de llevar para todos. Principalmente para los que, afortunadamente, desconocíamos este submundo del fútbol como Maheta Molango, Albert Salas, algún futbolista y los medios de comunicación. Al subir al avión de regreso a la isla, los comentarios son siempre los mismos sobre lo largo que está siendo y cuantos viajes quedan. Esta categoría no tiene apenas alicientes para que gente que viene de la élite. Peregrinar por campitos, polideportivos y jugar ante 500 espectadores con madrugones incluídos, desgasta mucho más que convivir con el glamour de La Liga y su exigencia. La terrible imagen de los futbolistas comiéndose un bocadillo sentados en la acera o en el maletero del autocar te sitúa en lo que es la vida en Segunda B, una categoría del querer y no poder. Hay que huir. No se puede estar un año más pasando penurias al margen de la ruina económica que supone esta categoría.

Sarver, Molango, Recio y Moreno en el túnel de vestuarios del Martínez Valero. Foto: RCDM.
Sarver, Molango, Recio y Moreno en el túnel de vestuarios del Martínez Valero. Foto: RCDM.

Compromiso americano

Hablando de dinero, hay que agradecerle a Robert Sarver su compromiso. Un multimillonario americano que tiene como capricho ser propietario de un club de fútbol que, cuando se lo vendieron, era para disfrutarlo lo antes posible entre los veinte mejores de la mejor liga del mundo. Actualmente lo tiene entre los peores 80 equipo españoles y sigue firmando cheques, hoy por hoy, a fondo perdido. Todo un acto de honradez y compromiso. El propietario estuvo apenas unas horas en Elche, precisamente donde vio por primera vez -sentado en el palco junto a Claassen- jugar a su equipo. Ya queda menos, apenas cuatro partidos, para que llegue el gran día. Ese no pasa por ser campeón de grupo, que puede firmarse el domingo frente al Olot, sino el del retorno a Segunda el 27 de mayo. Yo no lo calificaría ni siquiera de día grande y espero que a nadie se le pase por la cabeza preparar el bus descapotable ni planifique fastos por despertar de esta pesadilla.


Portada: Reina y Lago departiendo antes de subir al avión (TTdeporte.com).

Sobre Tomeu Terrasa

Comunicador dedicado durante más de 30 años a la información deportiva. Ha narrado al RCD Mallorca en Primera y Europa además de acompañar a Moyà y Nadal alrededor del mundo desde 1997.

Deja un comentario

*

Acepto la politica de privacidad *