Dos ligas

2019_11_11 Mallorca 01

El RCD Mallorca juega dos ligas de manera bien diferenciada como local en Son Moix y de visitante lejos de la isla. Resulta sorprendente analizar el renidmientos de los futbolistas que dirige Vicente Moreno. A estas alturas de campeonato es un misterio sin resolver el bajón que muestra el equipo fuera de su estadio a nivel de juego y, lo más preocupante, en resultados. Es por ello que el mallorquinismo vuelve a confiar ciegamente en los puntos de casa y a día de hoy, si no existen cambios en el mercado de invierno que aumenten la calidad, la permanencia se jugará a todo o nada en los duelos de Palma.

Los catorce puntos se han logrado en Palma pero hay que sumar como mínimo seis más al final de la primera vuelta.

Consistencia

El equipo gusta y se gusta en su casa. Son otros y no hay dudas porque puede estar más acetado o menos con el gol pero apenas han sufrido y su despliegue es muy consistente en sus conceptos. La mejor arma es la confianza en sus posibilidades. Los catorce puntos se han logrado en Palma pero hay que sumar como mínimo seis más para estar en el ecuador de la salvación anres del final de la primera vuelta. El Mallorca es el único equipo de Primera sin puntuar lejos de se feudo pero hay un total de seis equipos que todavía no conocen la victoras como el Athletic Club, Alavés y Betis fuera del descenso o Celta y Leganés ocupando las últimas posiciones de la tabla. Tampoco debemos pasar por alto que los rojillos son los que menos partidos han disputado de visitante -cinco- respecto a sus competidores. Este dato también juega en contra. El equipo deberá afrontar dos salidas consecutivas el 7 de diciembre en el Camp Nou y una semana después en Balaídos. Será una franja clave en la liga mallorquinista dependiendo del resultado del próximo compromiso en Valencia ante el Levante.

Kubo en la acción del tercer gol ante el Villarreal. Foto: LaLiga.
Kubo en la acción del tercer gol ante el Villarreal. Foto: LaLiga.

Apuesta de Molango

Todo el mundo tiene claro que la única carencia del equipo de Moreno es fuera de casa como quedó demostrado, una vez más, que no se le tiene miedo a nadie. Todo un Villarreal, con dos centrales internacionales como Costa y Albiol, su cerebro del equipo Cazorla y el pichichi Moreno no fueron capaces de reducir al Mallorca. De Son Moix solamente han salido con los tres puntos la Real Sociedad y el Atlético de Madrid y sufriendo una barbaridad. Al resto les ha sido imposible desactivar el engranaje que el valenciano construye en su equipo. Al excelente trabajo en casa hay que sumarle la confirmación del japonés Take Kubo. Ante el Villarreal fue el mejor por unanimidad saliendo del campo aclamado tras tener protagonismo en los tres goles del equipo. Con mención especial al tres a uno. Un golazo que le otorga ganar status en la plantilla y en confianza a la apuesta personal de Molango.


Portada: Celebración del primer tanto del Mallorca ante el Villarreal (LaLiga).

Sobre Tomeu Terrasa

Comunicador dedicado durante más de 30 años a la información deportiva. Ha narrado al RCD Mallorca en Primera y Europa además de acompañar a Moyà y Nadal alrededor del mundo desde 1997.

Deja un comentario

*

Acepto la politica de privacidad *